Varias comunidades de la RDC presentan una demanda ante el banco de desarrollo alemán para resolver un conflicto territorial centenario con una sociedad de aceite de palma

RIAO-RDC, acompañado por las organizacioes alemanas FIAN et urgewald, en la sede de DEG en Cologne, Allemagne, para presentar la denuncia contra Feronia Inc, en nombre de nueve comunidades de la República Democrática del Congo.

RIAO-RDC, acompañado por las organizacioes alemanas FIAN et urgewald, en la sede de DEG en Cologne, Allemagne, para presentar la denuncia contra Feronia Inc, en nombre de nueve comunidades de la República Democrática del Congo.

Nueve comunidades de la República Democrática del Congo han llevado a cabo un gesto histórico esta semana al presentar una demanda ante el Banco Alemán de Desarrollo (DEG. Deutsche Investitions- und Entwicklungsgesellschaft). Las comunidades quieren una solución a este conflicto por la tierra, que se remonta al periodo colonial belga, con una sociedad de aceite de palma que financia actualmente un consorcio de Bancos de Desarrollo Europeos liderado por DEG.

En 1911 la administración colonial belga había otorgado de forma unilateral al Lord Leverbulme de Gran Bretaña una extensa concesión de tierras, de un millón de hectáreas, que cubren los territorios de estas comunidades y de muchas otras. Leverbulme, con el apoyo del ejército belga, utilizó el trabajo forzado y la represión violenta para extraer aceite de palma de los bosques para sus fábricas de jabón Sunlight en el Reino Unido y con el tiempo construyó varias plantaciones de palma aceitera en la zona de la concesión que a continuación pasaría a estar bajo el control del gigante multinacional de la alimentación UNILEVER. En 2009, Unilever vendió su filial de plantaciones de palma aceitera en RDC, Plantations et Huileries du Congo (PHC), así como una cartera de contratos de concesiones, por una superficie total de más de 100.00 hectáreas, a Feronia Inc., una sociedad canadiense sin experiencia en plantaciones.

Las nueve comunidades han presentado su queja ante el mecanismo de las mismas de DEG el lunes día 5 de noviembre de 2018. Afirman que el robo ilegal de sus tierras y bosques tradicionales les ha privado de los medios para alimentar, albergar a sus familias y hacer frente a su subsistencia. Algunas personas que provienen de estas comunidades trabajan en las plantaciones, pero la gran mayoría de empleos son de jornaleros cuyos salarios no cubren ni siquiera el coste de la vida. La pobreza y la malnutrición en las comunidades son graves y generalizadas y afirman que las condiciones se han deteriorado desde que Feronia ha tomado el control de las plantaciones de Unilever.

Con los años, las comunidades situadas en el territorio de las concesiones, de las cuales PHC pretende ser la propietaria, han intentado tomar el control de sus tierras y han pedido negociar con la sociedad y las autoridades gubernamentales para definir las condiciones que la sociedad debe respetar para poder continuar con sus actividades. Estas comunidades han publicado muchas cartas, notas y declaraciones enviadas o transmitidas a las autoridades gubernamentales, a los representantes de la empresa y a los bancos de desarrollo que financian a Feronia y PHC.

Plenamente conscientes de este viejo problema territorial, el DEG y otros bancos de desarrollo del Reino Unido, de Francia, de Bélgica, de los Países Bajos, de España y de Estados Unidos, desde de 2013 han proporcionado a Feronia Inc. y a su filial PHC más de 180 millones de dólares en ayuda financiera. Los fondos de desarrollo del Reino Unido, España, Francia y Estados Unidos tienen acciones de Feronia Inc. mientras que PHC recibió 49 millones de dólares en créditos de fondos de un consorcio que dirige DEG y que incluye a los bancos de desarrollo de Bélgica y Países Bajos. Habiendo sido su participación significativa y teniendo en cuenta el vínculo entre la denegación de acceso a la tierra y el hambre y la pobreza en las comunidades, los bancos de desarrollo son responsables de las continuas violaciones de los derechos humanos y la falta de resolución de los conflictos en los cuales se encuentran inmersas estas dos sociedades.

Los nueve pueblos han presentado esta demanda ante el responsable de las mismas del DEG con la esperanza de que este consorcio de financiadores que dirige la DEG forzará a la compañía a iniciar un proceso de mediación comunitaria que resuelva por fin el conflicto por la tierra, delimitando la zona de tierras en las cuales PHC puede llevar a cabo sus actividades y las condiciones que deberá respetar Todos los bancos de desarrollo han justificado sus inversiones en Feronia o PHC indicando su motivación a apoyar el desarrollo en África, que en este caso concreto no puede llevarse a cabo sin una solución del conflicto sobre la tierra.

La ONG congoleña RIAO-RDC, que representa a los nueve poblados, también apoya una alianza de organizaciones internacionales y ONG de los países cuyos bancos de desarrollo se encuentran implicados en la financiación de Feronia. La lista de estas organizaciones se encuentra al final del presente comunicado.

RIAO-RDC y sus socios internacionales quieren una solución justa y urgente de este conflicto por la tierra. Se trata de un caso típico que permitirá ver si los mecanismos de quejas establecidos por los bancos de desarrollo pueden responder de forma efectiva a las preocupaciones de las comunidades afectadas por las actividades de sociedades de agronegocios que financian el DEG y otros bancos de desarrollo. Este caso establecerá también un precedente en lo que concierne a los antiguos conflictos territoriales. DEG y el CDC de Reino Unido, que ha invertido en Feronia más que ningún otro banco de desarrollo, han establecido recientemente una política para orientar a sus clientes con anteriores problemas territoriales. Nosotros vigilaremos de cerca para ver si esta política es más que simples palabras.

*El mecanismo de quejas es una iniciativa conjunta de la DEG y del banco de desarrollo neerlandés FMO. En julio de 2018, Proparco, la institución francesa de financiamiento para el desarrollo, se ha unido a este mecanismo. Todos estos bancos han financiado las actividades de la plantación de Feronia Inc. en RDC.

Firmado:
RIAO-RDC, GRAIN, WRM, FIAN Allemagne, urgewald, CCFD-Terre Solidaire, CNCD-11.11.11, FIAN Belgique, SOS Faim, Oxfam Solidarité/teit, Entraide et Fraternité, AEFJN (Belgique), The Corner House (Grande-Bretagne), Global Legal Action Network

 

Fuente: "Des communautés de la RDC déposent une plainte auprès 
d’une banque de développement allemande pour résoudre un conflit 
foncier centenaire avec une société d’huile de palme", 
en Farmlandgrab.org.
Esta entrada fue publicada en Actualidad, Grandes Lagos, Info, Noticias, Soberanía alimentaria y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.